OBRA: Las tres bodas de Manolita

AUTORA: Almudena Grandes

EDITORIAL: Tusquets

AÑO: 2014

Retomar, recabar acontecimientos de momentos que marcaron la historia de un país es complejo desde la perspectiva que se mire; no perder la visión de lo que se quiere enseñar a las nuevas generaciones, ser sensible a los escenarios que son narrados de manera magistral y que nos llevan en todo momento a casi estar ahí, “llorar, pasar hambre, sufrir la muerte de un ser querido, sentir la persecución, oler, sentir el amor, la traición…”, aunque la primer impresión al tener frente a ti un libro de más de 700 hojas puede ser estresante. ¿Cómo terminarlo? ¿Por dónde empezar? Lo fascinante de la novela es que se recaban acontecimientos que sucedieron y son narrados de manera clara.

Al parecer, esas preguntas quedaron atrás, después de pasar las primeras hojas. Las tres bodas de Manolita es una novela con toques de veracidad. Te atrapa, te envuelve al presentando cada uno y cada una de los personajes, dando ganas de querer saber que continuara. Es una novela que nos da elementos para entender lo que paso en un Madrid por la Guerra Civil Española, por las hambrunas dentro de los ’40 y los ’50, siempre desde la visión de su protagonista, Manolita, así como esos toques de interés en los perfiles de los protagonistas. ¿Cómo era su vida? ¿Qué hacían antes? ¿Qué les gustaba? ¿Qué les sucedía al momento?

En momentos es necesario hacer pausas para entender y tratar de comprender lo sucedido; cómo el ser humano, a pesar de todo, y en momentos tan difíciles, hace más difícil la vida de otros y otras; cómo esos personajes tienen también una vida propia que va en paralelo con la vida de Manolita. Esta es sin duda una habilidad de la escritora, el entrelazar los diversos acontecimientos y personajes para no perder el interés en continuar la lectura, así como la secuencia del propio lector para la comprensión de lo que cada personaje hizo, hace y hará, y cómo ellos a su vez se entrelazan con otros. Apesar de ser una novela extensa, el interés se mantiene desde el comienzo.

Almudena Grande nos muestra un Madrid devastado, víctima de la guerra, que bien puede pensarse afecta tanto a una clase como a la otra. Los que no tenían nada siguen sin tener; los que tenían medianamente, como la familia de Manolita, que llevaban una vida tranquila, lo perdieron todo. Ella, que debe asumir una responsabilidad y la saca adelante de un modo inspirador, donde los humanos demostramos nuestras cualidades para ser más alentador la vida de otros u otras.

Esta es una novela que en todo momento retrata la vida cruel y devastadora de un país desesperado y hambriento. También retrata valentía y tenacidad, y cómo el amor se impone a pesar de las adversidades. Siempre resistir para vencer.

Por Julio Palomeque Gerónimo

*Este ensayo fue elaborado como parte del Programa de Lectura y Redacción Crítica de la Sección 22 de la SNTE.

Comments

comments