Andresclariond620x350

De Platón a Medina

Andrés Clariond Muy sorprendidos se encuentran los panistas tradicionales con el destape de los moches legislativos. ¿Cómo es posible que su partido se haya convertido exactamente en lo que combatía? ¿En ...
ANITA

Mercaditis Regiomontana

Por Ana Villarreal “Nunca había visto la plaza así…” Mi padre miró con asombro el Mercado de la Luz que tomó por sorpresa la plaza del barrio de su infancia con música, comida y gente, sobre todo mu...
ximenaperedo620

Obedecer y no cuestionar

Una reflexión sobre la campaña empresarial “Hagámoslo bien” Por Ximena Peredo La pregunta es qué podemos hacer. Vivir bajo el arbitrio de la corrupción y ser testigos de una degradación social sin...
perezarellano620x350

Desapariciones Marinas II

Por Raymundo Pérez Arellano Hace unas semanas publicamos en este espacio datos sobre cuatro ciudadanos desparecidos en Nuevo Laredo, Tamaulipas, y en Colombia, Nuevo León. En los tres eventos expuestos, los...
camilo

El último sueño de Maquiavelo

Dicen que, poco antes de morir, Maquiavelo tuvo el siguiente sueño: Una multitud aparece, llena de gente extremadamente pobre y que claramente ha sufrido toda su vida. Sus ropas no son más que harapos, sus pi...
ANITA

Para Dulce, con cariño

Por Ana Villarreal Hace meses que no se exhibían los pañuelos en la Macro Plaza. Bordados en verde esperanza y rojo sangre, los pañuelos eran poquitos cuando empezaron a tomar forma en marzo del 2012. Seman...
Gatoraro620x350

Odio (Me gusta)

En el mes de mayo, vecinos de la colonia Independencia hicieron justicia con sus propias manos al matar a un presunto delincuente. Este linchamiento llamó la atención nacional. La historia se narró en difer...
sordo620x350

Tiempo y futbol

Por Juan Sordo Es sábado por la tarde y uno de los equipos locales de futbol juega en la ciudad. A quienes no estamos pendientes del evento nos lo anuncia el aroma del carbón vegetal ardiendo que ya se empie...
perezarellano620x350

El Matador contra la delincuencia

Por Raymundo Pérez Arellano No me gusta el futbol y no comparto la necesidad de miles de regiomontanos de vestir cada fin de semana con los colores de su equipo y acudir religiosamente a los partidos, aunque ...