Un nuevo camino para alimentar a los necesitados y reducir la marginación, en el cual cualquier puede participar

Por Staff

Es temprano en California. Un camión refrigerado llega a la zona de carga del mercado Nob Hill en San Ramón. Esto no es una entrega. En vez de una entrega, los voluntarios Seth Merriman y Wendy Richey empiezan a cargar cientos de kilos de comida de muy buena calidad que el mercado Nob Hill está donando para los necesitados –frutas frescas, verduras, leche, huevo, pan, carne, queso, e incluso flores–. Este es un trabajo arduo para Seth y Wendy, pero les da una profunda satisfacción.

De nuevo en el camión, Seth y Wendy llevan el obsequio al centro de acopio del programa de salvamento de comida del White Pony Express (WPE), donde se reúne la comida fresca que otros han colectado de otros mercados. Pronto, más voluntarios seleccionarán y clasificarán esta comida, según lo que necesitan los grupos que la recibirán. Toda esta increíble abundancia es cargada en camiones y entregada gratis a más de 60 asilos, cocinas comunitarias, despensas, y casas que dan comida a grupos que lo necesitan. En otros días de colecta de comida, los voluntarios reparten hasta dos toneladas.

Iniciativas Pioneras

El White Pony Express (WPE) es un grupo no lucrativo que está compuesto solo por voluntarios y tiene su base en Pleasant Hill, California. Ha desarrollado dos programas que son singulares y abren un nuevo camino, al proveer comida y mercancías para aquellos que lo necesitan en su comunidad, los cuales se dividen así:

  1. Salvamento de Comida Este programa recolecta comida de alta calidad de más de 100 donadores, que incluye supermercados, mercados agrícolas, y restaurantes. Esta comida saludable y nutritiva normalmente sería botada simplemente porque sobra o porque tiene una fecha de caducidad en que se debe vender. El programa de salvamento de comida lo entrega a asilos de la comunidad, y cocinas que alimentan a los necesitados. En poco más de tres años, WPE ha rescatado y entregado más de mil ochocientas catorce toneladas (1,814,000 kg.) de comida de buena calidad. Esto equivale a más de 3,300,000 comidas para personas necesitadas, que se habrían perdido si este programa no existiera.
  2. La Tienda Gratuita General Una vez al mes, casi 100 voluntarios llevan en camiones miles de artículos de ropa, juguetes, y libros a sitios ubicados en barrios donde las familias tienen muchas carencias. En estos sitios, se crea la atmósfera de una tienda real donde la gente que viene encuentra ropa nueva o casi nueva, con las tallas clasificadas, planchadas, y colgadas en percheros, o dobladas con cuidado sobre mesas. Hay departamentos para damas, caballeros, niñas y niños, y también otras áreas para juguetes y libros para niños. ¡Y todo es gratis! Esta tienda es reabastecida cada hora, para que la gente que llega más tarde también tenga acceso a ropa de muy buena calidad. Asistentes personales ayudan a los que acuden a encontrar ropa que les agrade. Además, hay refrescos y entretenimiento con música o actores en vivo. La Tienda Gratuita General ha generado 40 tiendas móviles y ha donado casi 250 mil artículos de ropa completamente gratis y más de 75 mil juguetes, juegos y libros para niños. Se planean más tiendas gratuitas en el futuro.

Rápido Desarrollo

El WPE inició hace casi más de tres años con un presupuesto de solamente $800 dólares. Gracias a la dedicación de sus voluntarios, este programa se volvió muy popular rápidamente. Ahora cuenta con dos almacenes, varios vehículos, y 400 voluntarios. Y todo esto, sin jamás pedir dinero de nadie por las mercancías otorgadas o por la asistencia que brinda.

Fundada por una Gran Necesidad

La misión del WPE –compuesto en su totalidad por voluntarios- es ayudar a eliminar el hambre y la pobreza en su comunidad en California a través de distribuir la abundancia circundante que sobra, a aquellos que la necesitan. La Doctora Carol Weyland Conner, directora espiritual de Sufism Reoriented, fundó este programa porque ella sentía que no era aceptable que, en una comunidad que tenía tanta abundancia, miles padecían hambre o malnutrición, no tenían ropa digna, y los niños de estas familias menos afortunadas tenían pocos juguetes o libros buenos para leer. Además, de que había aún más vecinos que se encaminan hacia la pobreza, o a perder sus viviendas.

Cuando la Doctora Conner descubrió que los tenderos botaban enormes cantidades de comida fresca y en buen estado todos los días, y que las tiendas y los vendedores frecuentemente tenían una gran cantidad de saldos de ropa nueva, ella creó el White Pony Express para ser la conexión entre el exceso y la necesidad.

El Espíritu de Servicio lo Trae a la Vida

Los programas del WPE están basados en las profundas convicciones de la Doctora Conner de que no necesitamos producir más comida o más mercancías para acabar con la pobreza. Simplemente necesitamos reconocer la unidad básica de todos -ricos y pobres-, distribuyendo el exceso de nuestra abundancia para que todos puedan vivir bien. Su visión es la de un mundo de prosperidad universal en el cual es natural compartir con otros.

Compartiendo, podemos mejorar las vidas de aquellos que no han tenido muchas oportunidades, y podemos ayudarlos a moverse de los márgenes hacia el centro.

Para poder llevar a cabo este programa a la vida, la Doctora Conner quería que el esfuerzo proviniera del corazón. Así, los empleados son voluntarios que quieren ayudar, y que lo hacen en el espíritu de servir a otros. Gracias a la visión de la Doctora Conner, los donadores son felices de que sus sobrantes de comida y ropa, están siendo usados y apreciados; los que reciben estos beneficios están encantados, y los voluntarios encuentran alegría al ser útiles para con otros seres humanos.

¡Empiece su Propio Programa!

Los programas del WPE, de colectar la comida que sobra, y de tiendas gratuitas, son métodos audaces y efectivos para reducir el desperdicio de comida en buen estado para poder alimentar a los que tienen necesidad de ella; reducir la pobreza en zonas sin muchos recursos de las comunidades donde hay abundancia en exceso; y ayudar a que la comunidad se integre.

Los líderes de estos programas buscan también impulsar a otras comunidades para que empiecen sus propios programas. Ellos estarán felices de compartir sus conocimientos, sus procedimientos de trabajo, y su experiencia con aquellos a los que les interese. ¡Sólo tiene que ponerse en contacto con ellos!

Para más información, visite www.whiteponyexpress.org, o póngase en contacto con Gary Conner, Coordinador Ejecutivo, US 925-788-0146, o gary@whiteponyexpress.org

Comments

comments